Blogia
La opinión de los alumnos de la FCA

Los errores que podrían matar a los wearables

Los errores que podrían matar a los wearables

Fecha: Martes, 15 de julio de 2014 a las 12:00

Revista: CNNEXPANSIÓN

Autor: Gabriela Chávez.

CIUDAD DE MÉXICO— Con poca distancia entre una y otra, diferentes marcas se han ido sumando a la categoría de cómputo vestible. Relojes, bandas de actividad física e incluso joyería inteligente, han conformado un mercado millonario en corto tiempo; sin embargo, para los expertos, los dispositivos vestibles que actualmente ocupan las tiendas tienen fallas capaces de hundir este mercado.

De los gadgets vestibles que hay actualmente en el mercado, la mayoría deben de enlazarse a otro equipo como un smartphone o una tablet para funcionar, lo que les resta independencia y funcionalidad, advierte el vicepresidente de nuevos dispositivos para Intel, Michael Bell.

“¿Qué está mal con los vestibles hoy en día? Pues que simplemente no son independientes por sí mismos. Es un error que tengan que depender de otro dispositivo para poder ser útiles. Creo que es una categoría con mucho futuro pero hasta el momento en que sean capaces de ser un gadget en sí mismo”, dijo Bell en entrevista.

Bell argumenta que antes de continuar “hinchando” la categoría, es preciso desarrollar gadgets con la infraestructura necesaria en su interior para realizar funciones, como llamar, almacenar datos y tener poder de procesamiento. En el laboratorio, la idea de Bell sobre esta categoría es llevada a cabo en el desarrollo de nuevos dispositivos para Intel, desde donde dijo que explorará diversas formas de equipo desde audífonos y monitores de bebés, hasta autos.

Durante su última conferencia de desarrolladores, el CEO de Intel, Brain Krzanich, anunció que la firma ingresaría de lleno a este mercado, que se ha comenzado a desarrollar poco a poco a través de socios de negocio y al que su director definió como “la próxima frontera”.

Acerca de la dependencia marcada por Bell, el analista de dispositivos de la consultora IDC, Ramón Llamas, estimó que existen dos tipo de gadgets en esta categoría: los accesorios vestibles, que deben depender del enlace a la red a través de otro dispositivo para dar experiencias robustas y los que pueden conectarse por sí mismos pero requieren de apps móviles de un sistema operativo para ser más útiles.

“La clave de los wearables está en el número de aplicaciones que estén disponibles para ellos. Las compañías deben convencer a las personas de que tendrán una gran experiencia si cambian sus hábitos de consumo electrónico”, dijo Llamas.

A pesar de las consideraciones de los expertos, según lDC, al término de 2014 este sector habrá colocado 19.2 millones de unidades, mientras que para 2018 esta cifra crecerá a 112 millones. Además de ser un mercado en crecimiento, cifras como las de la consultora ABI Research, revelan la rentabilidad del mercado, el cual valúan en 18,000 millones de dólares para 2019.

Actualización necesaria

Las fallas que vislumbra Bell sobre la categoría tienen que ver con el interior del equipo; sin embargo, otro obstáculo es su poca capacidad de actualización y limitada variedad de formas y diseños, consideró el principal evangelista de Mozilla Firefox, Chris Heillman.

“En el espacio de wearables mi problema es que no veo que se apliquen a gadgets que se puedan actualizar. ¿Cómo actualizo un smartwatch? Tendrías que comprar uno nuevo cada vez y no quiero que la gente tenga que invertir más para tener una experiencia en wearables”, dijo Heillman durante una reciente visita a México.

El evangelista del sistema de arquitectura abierta, Mozilla Firefox, advirtió que está interesado en ver este sistema operativo funcionando en equipos vestibles; sin embargo, consideró que aún le falta madurez al segmento y adelantó que la creación de equipos modulares y personalizables son un camino por el cual la gente pueda diseñar sus aparatos e incluir conectividad en donde quiera.

“Un reloj modular… eso sí creo que sea rentable”, dijo.

Nombre: Alfonso Ramírez Osuna

Grupo: 615

Comentario:

La tecnología ha avanzado bastante estos últimos siglos. Recientemente vivimos el cambio del interfaz pantalla a pantalla táctil, y ahora le sigue ya no una pantalla, sino nuestros cuerpos. A mí parecer hay más cosas que “podrían matar” a los wearables, cosas como el precio, que actualmente no está al alcance de muchos, el sentimiento de estar cargando con tecnología todo el tiempo, y otros peligros como los datos que estos pueden hacer públicos y que estarían al alcance de cualquier hacker, como obtener passwords, o fotos para extorsionar o peor aún, la dirección y rutas que tomamos en el día. 

Aún le falta a esta tecnología para que sea aceptada como algo habitual en el día a día, tal vez a la gente de mi edad no la acepte a gran velocidad, pero los niños que nacieron en esta época sí.  Me emociona lo que nos espera.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres